Mundo Chick Lit

Cómo se celebra el amor en las novelas más románticas

las novelas más románticas

Mañana es un día señalado en todo corazón romántico. Mañana es 14 de febrero, San Valentín, día de los enamorados. Además de ser el santo de mi querida Valentina (ya te hablé de ella aquí, sabrás que es como una hija para mí), es el día de celebrar el amor, y qué mejor manera de hacerlo que con las novelas más románticas.

San Valentín, el santo de los corazones

Dicen las malas lenguas que San Valentín lo inventaron unos grandes almacenes, pero no sé si darle alas a esa idea. Sí que creo que lo han convertido en lo que es hoy: una fiesta de lo más materialista. Parece que si no regalas algo no quieres a tu pareja y pobre de ti como pases este día sola o solo. Aunque hay más estigma en las mujeres, claro, porque parece que si no tenemos pareja no valemos como persona. Y no, eso sí que no, por ahí no paso.

Por eso he pensado en qué tipos de amor existen y cómo se reflejan en las novelas. Porque no hace falta tener pareja romántica para estar enamorada. Conozco a madres que se enamoraron de sus bebés nada más verles la carita. A mí me pasó, me enamoré de MiniP y sigo enamorada de ella. Tampoco hace falta pareja o hijos para sentir el amor. ¿Quién no tiene una amiga súper especial a la que quiere con locura? Creo que casi todo el mundo tiene una cosa que celebrar en el día del amor, el día de San Valentín, y si no lo tienes claro mira cómo lo hacen en las novelas más románticas que te traigo para celebrar este día.

Las novelas más románticas para celebrar el amor

El amor tiene muchas formas. Está el amor romántico, que es en el que más pensamos cuando hablamos de amor. Pero también está el amor fraternal, aquel que sientes hacia tus amigas o tus hermanas. O el amor filial, el amor de una madre por su hija. Yo, desde luego, no he conocido amor más limpio que este, el amor de una madre. Ya sea el de la mía hacia mí o mis hermanas como el mío hacia MiniP. Se me llena el corazón nada más que de pensarlo.

Luego está el amor que no lo es tal, pero así nos lo han vendido: el de los celos, el que más que liberar, aprisiona. Y no puede existir amor sin libertad, no hay cosa peor que intentar obligar a alguien a quedarse a nuestro lado. Lo harán si son libres de tomar esa decisión.

Encontrar el amor en las novelas más románticas

Sobre estos amores, sobre todos, se han escrito novelas. Soy de la opinión de que el amor está presente en todo tipo de libros, ya sean las novelas más románticas o los thrillers más angustiosos.

El amor filial en las novelas más románticas

Tener hijos dicen que es la experiencia más maravillosa del mundo. No voy a ser yo quien lo niegue, aunque sí quien advierta que no es oro todo lo que reluce… Ahí lo dejo. Qué bonito es escribir sobre este amor, el más puro, el más celestial de los amores. Claro que también hay altibajos en este tipo de amor, porque una madre también es persona y como tal tiene inquietudes, deseos, anhelos que a veces son incompatibles con una maternidad tal y como la conocemos actualmente. Las novelas más románticas reflejan la realidad de las relaciones. Aquí tienes tres en las que la relación madre e hija es, cuanto menos, interesante.

La casa de Modas

Amor filial en las novelas más románticas
Lo puedes encontrar aquí

Sobre el amor filial, el amor de una madre hacia su hija, he leído hace poco en La casa de Modas, donde las mujeres Konig, las reinas, puesto que su apellido significa rey, luchan, cada una en su tiempo, para mantener a flote la Casa de Modas de la familia. La tienda de ropa de mujer sufre dos guerras mundiales y las mujeres tienen que mantenerse arriba en un mundo de hombres.

Las relaciones entre ellas, entre madres e hijas, y entre las hijas convertidas en madres, son inestables, como la vida misma. Las decisiones que toman les acaban pasando factura pero el amor incondicional sigue ahí, presente entre ellas.

Mujercitas

el amor filial en las novelas más románticas
Lo puedes encontrar aquí

Mujercitas cuenta la historia de cuatro hermanas que esperan a que su padre vuelva del frente, pasando frío y hambre, pero nunca miseria, porque son pobres en dinero pero ricas en amor y atenciones. Es una de las novelas más románticas que he leído por la presencia constante del amor. El amor de la familia, reunida frente a una chimenea encendida, que no necesita más que estar unida.

Esta novela es un ejemplo del amor puro y celestial en el que siempre pensamos cuando hablamos de amor filial.

Valentina o cómo ser feliz sin magdalenas

Valentina-una-de-las-novelas-mas-romanticas
Lo puedes encontrar aquí

Permíteme que te hable de mi primera novela en este apartado. Primero porque, como ya he dicho, hoy es el santo de su protagonista, Valentina. Y segundo por la relación que tiene con su madre.

Valentina habla del amor, del amor por uno mismo (aunque no lo he nombrado, podría ser otra categoría del amor), del amor hacia los demás y del amor entre una madre y su hija. A veces las formas de demostrar ese amor son asfixiantes, como la madre de Valentina asfixia a su hija, imponiéndole su voluntad e intentando hacer de ella un modelo de lo que tiene en la cabeza. Le cuesta asimilar que su hija es una persona independiente, una adulta que es capaz de tomar sus propias decisiones.

Por su parte Valentina quiere mucho a su madre pero la soporta lo justo. Es demasiado cansado luchar contra ella día tras día. Pero al final comprende que es el amor el culpable de los excesos de su madre. Esta relación filial te hará reír en más de una ocasión.

El amor fraternal

También encontramos reflejado este tipo de amor en las novelas. Los amigos, dicen, es la familia que eliges. Los que te quieren a pesar de tus defectos y no a causa de tus virtudes. Una vez leí que si conservas una amistad durante siete años, la conservarás toda tu vida y espero que sea así. Mi mejor amiga lleva a mi lado veinte años y no nos hace falta estar todos los días juntas para saber que somos amigas. Estamos la una para la otra cuando nos necesitamos y eso nos basta.

También tengo amistades que todavía no han llegado a los siete años pero ya sé que serán eternas. Hay gente que el destino te pone en tu camino y que agradeces toda tu vida.

Te regalaré las estrellas

Te regalaré las estrellas
Lo puedes encontrar aquí

Una novela genial de Jojo Moyes. La admiración también podría ser una forma de amor, y creo que el día que conocí a Jojo Moyes tenía los ojos con forma de corazón, como en los dibujos animados, cuando le pedí que me firmara su libro. Un ejemplar de Te regalaré las estrellas.

Esta novela, una de las novelas más románticas, porque trata diferentes tipos de amor: el amor por los libros, el amor a primera vista que siente Alice cuando conoce al que se convertirá en su marido, el amor por las personas que se convierten en su familia cuando la familia de sangre está a muchos kilómetros de distancia.

Alice se refugia de su vida monótona y decepcionante en la librería ambulante, junto a las que se convertirán en sus mejores amigas. Sin ellas, la vida de Alice sería muy diferente. Aburrida, sosa, triste. Sobre todo triste. Con ellas se sentirá comprendida y serán ellas quienes la acojan cuando las cosas se pongan feas.

Mar de invierno en Cadaqués

Mar de invierno en Cadaqués
Lo puedes encontrar aquí

Zoe llega a Cadaqués huyendo de su pasado, dispuesta a vivir una vida nueva, empezar desde cero. Pero lo que no sabe es que no se puede avanzar si no has perdonado, si no has asumido tu pasado. El pasado no se puede ignorar, pretender que no ha sucedido porque te perseguirá siempre, allá donde vayas.

Pero Zoe no tendrá que descubrirlo sola, para eso tendrá dos apoyos incondicionales: sus amigas Montse y

Dominga

Novelas-mas-romanticas
Lo puedes encontrar aquí

Dominga, un relato feelgood sobre la amistad entre generaciones es mi otra aportación personal. Leire llega al pueblo dispuesta a superar su bloqueo en la escritura, pero parece que las vecinas tienen otros planes para ella. Sin embargo es su amistad con Dominga, una anciana, la que consigue sacar a Leire de su letargo.

Escribí este relato como homenaje a todas las Domingas del mundo. A todas las ancianas que son guardianas de las memorias de las familias, de los pueblos. Dedicado a mi abuela, a su hermana, mi tía-abuela y a nuestra vecina del pueblo, que salía con su silla a calentarse al sol con las medias de lana puestas en pleno mes de julio y me contaba cosas de mi abuela y mi familia mientras yo hacía algo de ganchillo o manoseaba un libro sin abrirlo, más interesada en lo que me pudiera contar ella.

El amor romántico en las novelas más románticas

Aquí sucede que en la descripción está incluido el nombre. Las novelas más románticas lo son porque tienen una historia de amor dentro. Y las más bonitas son las que describen el amor romántico entre dos personas que se conocen y saben que están hechos el uno para el otro. No importa si son tan diferentes que parecen de dos planetas distintos, cuando lo sabes, lo sabes y no hay vuelta de hoja.

La importancia del quince de febrero

El amor romántico en las novelas más románticas
Lo puedes encontrar aquí

Esta novela tiene una teoría interesante: le damos mucha importancia al catorce de febrero, pero lo verdaderamente importante es lo que sucede después, el día quince. De nada sirve estar acompañados el catorce si al día siguiente te van a abandonar.

Sandra entiende esto y con ayuda de unos datos que tenía en su empresa tirados por ahí (como quien dice), crea una aplicación infalible para encontrar el amor. Supongo que la primera en probarlo será ella, pero no quiero desvelar más. Como una de las novelas más románticas que traigo aquí, espero que lo descubras por ti misma.

Piso para dos

Piso para dos
Lo puedes encontrar aquí

Esta novela es de las mejores que he leído en 2019, tanto me gustó que le hice reseña propia. Es una de las novelas más románticas y si te sientes sola en San Valentín no dudes en abrazarte a ella. Te mimará tanto que no querrás soltarla.

Un día de diciembre

Amor imposible en las novelas más románticas
Lo puedes encontrar aquí

Ay, esta novela es tan bonita, tan perfecta, que si no estuviera en la lista de las novelas más románticas seguro que me llevaban a la cárcel. Como Piso para dos, de esta novela he hablado largo y tendido aquí.

¿Crees en el amor a primera vista? Yo sí, pero la protagonista, Laurie, es bastante escéptica hasta que le pasa a ella. La experiencia despeja las dudas, pero Laurie conoce al chico, pero como se queda paralizada, lo pierde, ya que ella va dentro de un autobús y él está en la parada.

Es una novela que transcurre a lo largo del tiempo y que, aunque habla de amor a primera vista, en realidad trata sobre el amor que se cuece a fuego lento, hasta que hace chup chup y está listo para servir.

/**

Estas son solo algunas de las novelas más románticas que yo conozco, pero hay muchísimas más, en cualquiera de las tres categorías. ¿Qué tipo de amor es el que te gusta más a ti? ¿Cómo lo vas a celebrar? ¡Dímelo en los comentarios y así no me dejas hablando sola!

El amor está genial, pero cuando viene aderezado con un poco de humor está mucho mejor. Si quieres que te sople al oído 50 novelas que hablan del amor con humor, te puedes descargar gratis la Superguía de lectura chicklit. ¡Tan solo tienes que rellenar el cajetín de aquí debajo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.