Conociendo a Autoras Chick Lit

Entrevista a Nuria Villarejo: escritora de comedia erótica

Nuria Villarejo

Hace unos días os hablaba del libro Me llamo AsiaEs una comedia romántica de corte erótico light muy original, fresca y divertida. He tenido el placer de conocer a Nuria Villarejo, su autora, porque da clases en el gimnasio del pueblo donde vivo, hemos coincidido en el tiempo con nuestro debut literario y estuvimos compartiendo caseta, firmas y muchas risas en la Feria del Libro de Torrejón.

Nuria Villarejo es, simplemente, genial. Es rara, está loca y se ríe sin complejos. Una de las mejores cosas que me ha pasado este año ha sido conocerla. Tuvimos la suerte de poder coincidir firmando libros en la feria de Torrejón y ese fue uno de los días más divertidos que he pasado.

Nuria Villarejo autora comedia romántica

Y para que veáis que no miento, os traigo una entrevista que se ha hecho ella a sí misma, y que ha tenido la generosidad de compartir conmigo. Os dejo que sus palabras hablen por ella:

Hay ocasiones en las que me pregunto por qué mis invitados acceden a que los entreviste. Bueno, no todos acceden. Algunos no contestan a mis emails, dejan la conversación a medias o piden órdenes de alejamiento. Pero no importa, yo lo entiendo. de ahí nació la idea de estas entrevistas. Quería algo que fuera rápido de contestar y que fuera entretenido para los entrevistados, que se lo pasaran bien respondiendo. Y que por una vez les preguntaran por cosas que no son solo su libro, sus mecanismos de escritura.
Me gustaría pensar que ser entrevistado aquí es una experiencia más o menos agradable. Lo único es que, a cambio, el invitado tiene que aguantar mis chorradas y observaciones completamente intrascendentes.
Creo que a la mayoría de los escritores nos gusta que nos entrevisten. Ya no es que nos concedan el placer supremo, que es hablar de nuestro libro, sino que además nos dejan hablar de nosotros mismos.
Lo que no nos gusta, supongo, es que nos hagan perder mucho tiempo.

¿Con qué música escribes (si escribes con música)?

Me gusta mucho el violín electrónico: Lindsey Stirling, Vanesa Mae, Bond, Ara Malikian… Y Enigma… Enigma me encanta.

¿Recuerdas cuál fue el primer libro que leíste?

No sé si fue el primero que leí, pero sí el que primero recuerdo: Fray Perico y su borrico. Me encantó.

¿Crees que hay alguna diferencia entre ser bloguero y escritor? ¿Qué te ha aportado el hecho de tener blog en tu camino de escritora?

Para mí sí hay diferencia. En el blog escribo las cosas que me van surgiendo de repente… casi sin pensarlas… sin apenas tiempo para corregirlas. Escribir… como escritora, para mí requiere una mayor responsabilidad y ya sabéis que una gran responsabilidad conlleva un gran poder… ¿o era al revés?

¿Escribes de noche o de día?

Sí.

El mejor regalo que te pueden hacer.

Pues no voy a decir que un libro. Ese es el mejor regalo que os pueden hacer a vosotros. Otra de mis aficiones es el teatro. Sobre todo, las comedias (¿en serio?), así que… ése sería un buen regalo. Pero me conformo con las entradas… que ya os veía pidiendo una hipoteca para comprarme «Nuevo Apolo».

Un libro muy sobrevalorado

Sin lugar a dudas… el libro de familia. Tanto bombo y ¿cuántas veces lo has utilizado en tu vida?

¿Qué libro te habría gustado escribir?

“El Señor de los anillos”; pero sólo ese ¿Eh? Las demás partes para Tolkien.

¿Has escrito alguna vez desnuda?

Claro… y con el ordenador en la bañera, una copa de vino y unas velas. Uy… ¡y los rulos! Muy importante no olvidarse de los rulos.

¿Qué se te ocurre que podría mejorarse en las escuelas a la hora de conseguir que los niños no dejen de leer con la adolescencia?

Sinceramente creo que más que en las escuelas, debería ser en los hogares. En las escuelas hay bibliotecas, talleres y multitud de actividades relacionadas con la lectura. En casa es donde debemos fomentar ese hábito.

Tres libros para una isla desierta:

Yo te digo tres o cuarenta… los que quieras, pero ¿qué van a hacer esos pobres libros en una isla desierta? ¿Quién los leería?

¿Qué libro has releído más veces?

Creo que la respuesta es más que obvia: el mío.

¿Qué opinas del nuevo Quijote con el castellano actualizado? ¿Aberración o acierto? Y, por consiguiente, ¿sueles escribir desnuda?

Verás… es lo que tiene “El Quijote”… Ya sea en castellano antiguo, actualizado, en inglés o en arameo… es cogerlo… y me entran unas ganas locas de desnudarme…

¿Cuál es tu récord de tiempo escribiendo del tirón?

No sabría decirte con exactitud. Entre… diez minutos y tres días.

El momento más importante de tu carrera como escritora.

Espero que aún no haya llegado; porque como mi carrera como escritora se limite a lo que llevo escrito… ¡menuda ful!

¿Qué es lo que más te ha costado escribir?

Procas… procans… procasti… ¡leches!… ¡Eso de dejar lo que puedas hacer hoy para mañana!

Dinos tres palabras que te hagan sonreír.

«Ya has cobrado»… Bueno… «Mamá te quiero» también me gusta.

En una escala del 1 al 10, ¿cómo eres de rara?

Casi trescientos…

¿A qué escritor, vivo o muerto, retarías a duelo de espada en un molino al amanecer?

Si es que yo no soy mucho de practicar deportes de riesgo… y, aunque lo fuera, creo que no retaría a nadie. Pero sí que jugaría la monopoly con Almudena Grandes y Terenci Moix.

Un truco para enfrentarse a la hoja en blanco.

Nada de golpes bajos. Hay que ir siempre de frente, no dejarse avasallar ni hacerse la chulita.

Si te obligaran a escribir un libro con otro/a escritor/a, ¿quién sería?

No sé si Thoman Mann escribió más libros o no, ya que, tras intentar leer “La montaña mágica” casi sufrí un colapso mental o un prolapso abdominal (ya no me acuerdo muy bien), pero, tengo muy claro que para escribir algo con él tendrían que torturarme. Bueno, eso… y que no se hubiese muerto el buen señor. (¡Menos mal!)

Lo que sueles poner en los libros al firmar:

Me gusta hacer sentir a cada lector que es alguien importante para mí, así que suelo personalizar mucho las dedicatorias. Algo así como: “De mí, para ti, por ser tú” y si es alguien que no conozco, suelo poner: “Gracias tú”

¿En qué piensas cuando estás solo en un vehículo?

Pienso… “tengo que ir a… ¡anda, un perro!… y le diré que… ¡uy, este semáforo tarda mucho…!… ah, sí… y que no se me olvide… ¿qué era?…” Pues cosas así son las que pienso. Profundas.

¿A quién te gustaría tener a tu lado en un apocalipsis zombi?

Sin lugar a dudas a mi hijo. Se ha visto todos los capítulos de “The walking dead” y “Guerra mundial Z”. Dice que está totalmente capacitado para ser el líder de los rebeldes.

¿Qué cosa te gusta que a nadie más parece gustarle?

Las judías verdes crudas y las palomitas quemadas

¿Por cuánto dinero te venderías?

Depende de lo que tenga que vender. Si es mi cuerpo… no creo que ya valga mucho, la verdad, pero, claro, si hablamos de mi mente… pues menos aún. Así que, déjalo, que al final me toca pagar a mí.

Si solo pudieras darle un consejo a un escritor que empieza, ¿cuál sería?

Insiste.

¿Algo de lo que nunca hablarías en tus textos?

Política, religión, fútbol y toros.

¿Cuál es tu palabra favorita?

Podría decir que australopithecus… vale, no… no podría; por eso la he escrito. Creo que mi palabra favorita es “Sí”… para mí… tiene forma de sonrisa.

  1. ¿Qué es lo que más te ha costado escribir?

¡Ah, sí! Ya me acuerdo… fue una redacción para el colegio sobre las meriendas. Me costó mucho, pero al final, a mi hija le pusieron un siete.

  1. ¿Te has enamorado alguna vez de un personaje?

Soy muy promiscua. Me he enamorado de todos. De todos los míos, digo.

  1. ¿Cómo te sentiste la primera vez que te publicaron algo?

Fue algo… buf… ¿cómo lo diría?… pues… ohhh… .uhmmmm… ainssss… y luego….tantatachááááánnnn!!!!… más o menos.

  1. Menciona un libro con el que hayas llorado.

«Números pares, impares e idiotas» ¡Madre mía! ¡Qué pena me dio! Era verlo y pensar: “¿Cómo es posible que publiquen… ¡eso!… y mis libros sigan ahí esperando?… Y me entraba la llantera…

  1. ¿Cuál es tu gran punto débil como escritora?

El punto y aparte. Que… me cuesta separar…

  1. ¿Tienes alguna “droga” para escribir (tabaco, café, alcohol, pastelitos de nata…)?

Principalmente cualquier infusión caliente y ocasionalmente “Doritos”. Lo que pasa es que se escribe fatal con ellos.

  1. ¿Qué libro le recomiendas a gente a la que no le gusta leer?

Creo que deberían empezar con un cuadernillo de Rubio. ¡Ojo! No confundir con el del Rubius… Bueno… también vale.

  1. Una manía a la hora de escribir:

No soporto que haya nadie mirando por encima de mi cabeza cuando escribo. Es como si notara una presencia y lo paso fatal.

  1. ¿Qué cosa no has hecho nunca, pero te gustaría probar?

Te podría decir mil… no una ni dos… mil… como por ejemplo… yo que sé…. Es que hay tantas… buf…. Casi que creo que hay más de mil… fíjate lo que te digo… bueno… y esquiar.

  1. A ti esto de la literatura… ¿no te parece una full tal y como está montado el tinglado ahora mismo?Complicadilla la cosa… sí.

Ya os advertí que estaba un poco loca, hablar con ella es reírse a cada instante. Y además, es generosa, pues me ha cedido un ejemplar de su novela Me llamo Asia para sortear. ¿Te animas a participar? Es muy fácil:

  1. Comenta en esta entrada que quieres participar. (+1)
  2. Sígueme en alguna de mis redes sociales (Facebook, Twitter e Instagram) (+1)
  3. Sigue a Nuria Villarejo en Facebook o Instagram (+1)
  4. Si ya eres suscriptora de mi newsletter tienes dos puntos extra (+2), y si te suscribes ahora te doy un +1.

Por desgracia el sorteo es a nivel nacional. Si estás en el extranjero y quieres participar deberías tener una dirección en España.

El sorteo estará activo desde hoy hasta el día 31 de mayo. ¡Mucha suerte!

Dale al botón para suscribirte a la newsletter
Recibirás un email cada quince días con salseo y algún contenido exclusivo: capítulos de mi novela, relatos inéditos, etc
Al enviar tus datos estás aceptando nuestra política de privacidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *